Cuando se empieza a plantear el destete, una de las tomas que más ansiamos eliminar son las nocturnas.

Las tomas nocturnas, aunque nos parezcan las más cansadas, son las más importantes en la lactancia. Y no son las responsables de que los niños se despierten.

Durante la noche hay picos de prolactina que hacen aumentar la producción de leche

La lactancia, aunque pudiera parecer el motivo principal de los despertares nocturnos es más bien una aliada que ayudará a los bebés a regular su ritmo de sueño. Su composición también está especialmente diseñada para ello.

Sustancias de la leche materna que ayudan a dormir a tu bebé

Durante la noche, además de haber picos de prolactina que hacen que la producción de leche aumente, suben los niveles de triptófano y melatonina, que hacen que tu bebé descanse mejor, ya que ayudan a conciliar el sueño.

  • Prolactina. Al igual que la oxitocina es producida por la hipófisis. Antes del embarazo los niveles de prolactina son bajos. Van aumentando progresivamente a partir del primer trimestre de embarazo, aunque la progesterona y los estrógenos todavía mantienen a raya la producción de leche. Al expulsar la placenta en el parto el nivel de prolactina sube. Sigue a su vez aumentando cada vez que el bebé mama, por eso a más succión más producción. Hay que tener en cuenta que estos niveles son mucho más elevados durante la noche. Por eso es importante no eliminar las tomas nocturnas si se quiere mantener un nivel de producción de leche. En caso de hacerlo la producción disminuirá.
  • Melatonina y triptófano. La melatonina es una hormona que regula los momentos de sueño-vigilia. Está presente en la leche materna en dosis irregulares según el momento del día o de la noche. Ayudará al bebé a conciliar el sueño. El triptófano, también presente en la leche, es un aminoácido que también favorece el sueño del niño.

¿Duermen mejor sin lactancia?

¡No! Si piensas destetar o eliminar las tomas nocturnas para que duerman toda la noche te puede decepcionar.

El sueño es un proceso evolutivo, y la lactancia no es la responsable de los despertares nocturnos. Los bebés necesitan comprobar que todo está bien, que están seguros.

Los niños, hasta que regulan su sueño (aproximadamente entre los tres y seis años) van a despertar, tanto con lactancia materna como sin ella. Además, si ya hemos destetado será más difícil consolarlos en caso de despertar, porque normalmente buscan la seguridad. La lactancia también les alivia en caso de algún dolor. La succión a su vez es relajante, y puede inducirlos al sueño de nuevo rápidamente.

La variación de las cantidades de los compuestos de la leche materna ayudará al bebé a madurar su ritmo y poco a poco adquirir el ritmo de sueño de un adulto.

Biberón y sueño

Uno de los mitos más extendidos sobre la lactancia materna es que los niños se despiertan más para comer. Es verdad que en algunos casos un bebé alimentado de biberón tarda más en despertar que un bebé alimentado con leche materna. El motivo es que la leche materna se digiere muy bien, y los niños, por el tamaño de su estómago necesitan alimentarse varias veces en la noche. En cambio, la leche de fórmula, al digerirse peor, hace que tengan una digestión más pesada, y por ello pueden tardar más en despertar. Es mucho más cómodo hacer colecho y ofrecer el pecho al bebé que tener que levantarse en la mitad de la noche a preparar un biberón.

Cómo llevarlo de la mejor manera

La mejor manera de llevar esta etapa es dormir con nuestro pequeño. El colecho puede ser la mejor forma de sobrellevar los despertares nocturnos. El bebé tendrá cerca la teta, y la mayoría de las veces la mamá ni se despertará. Además, al sentirte cerca, al olerte, se sentirá más seguro y no se despertará tantas veces. La AEPED nos habla al final de este artículo sobre sueño, colecho y lactancia.

El colecho unido a grandes dosis de paciencia y amor hará que disfrutéis esta etapa y la superéis felizmente.

Recuerda, aunque ahora pienses que va a durar siempre, es temporal, ¡disfrútalo!, luego, te garantizo, que lo echarás de menos.

No hay comentarios

Dejar respuesta