Innumerables y comprobados son los beneficios que tiene la lactancia materna para el bebé. Sabemos que es el mejor alimento que podemos dar a nuestros pequeños. La leche materna está específicamente diseñada para alimentar a la cría humana. Es un organismo vivo que se va adaptando a las necesidades del bebé a medida que estas van cambiando. Asombroso ¿no?

Pero aquí no acaban todo. Además de ser lo mejor para tu hijo es lo mejor para ti, mamá.

La naturaleza es tan sabia que si seguimos su curso nos recompensa con un montón de beneficios.

Si estás embarazada o piensas estarlo y aún estás dudando si es la mejor opción para vosotros lee, lee.

Beneficios para tí, mamá.

Reduce el riesgo de padecer:

  • Cáncer de ovarios y de mama. El riesgo de padecer estos tipos de cáncer están comprobados. Estudios determinan que en países industrializados hay mayor tasa de cánceres de ovarios y mama por tener una tasa menor de nacimientos y por tener periodos de amamantamiento más cortos.
  • Diabetes tipo 2. Las mujeres que han dado lactancia materna durante seis meses o más han disminuido a la mitad el riesgo de padecer diabetes tipo 2. Este estudio ha sido publicado en la revista médica de la la Asociación Médica Americana (JAMA International Medicine). Los investigadores sospechan que el efecto puede deberse a las hormonas de la lactancia que interactúan con las células pancreáticas que controlan la insulina.
  • Depresión posparto. Estudios indican que el contacto piel con piel que se establece con la lactancia hace que las mamás que amamantan tengan menos riesgo de caer en depresión posparto. Gracias al contacto humano y sobre todo durante la lactancia se genera en el organismo de la mamá un aumento de oxitocina, la comúnmente conocida como la hormona del amor.
  • Osteoporosis. Según estudios, cuando una mujer amamanta a su bebé su cuerpo absorbe el calcio más eficientemente. Se produce un aumento de calcio en sangre ya que se utiliza para la producción de leche, y para contrarrestar la pérdida de calcio se produce un aumento en la absorción del mismo. A largo plazo las mujeres que disfrutan de lactancias no interrumpidas durante mucho tiempo tienen menos posibilidades de sufrir fracturas durante la menopausia.
  • Esclerosis múltiple. La lactancia materna podría tener un efecto protector contra la esclerosis múltiple, una enfermedad auto inmune que afecta al sistema nervioso central. Según un estudio realizado por la Academia Americana de Neurología se ha descubierto que las mujeres que han amamantado al menos 15 meses tienen un 53% menos de posibilidades de desarrollar dicha enfermedad.

Te ayuda.

  • ¡A perder peso! La lactancia te ayudará a volver a tener el cuerpo que tenías antes del embarazo. La producción de leche hace que quemes entre 300 y 500 calorías al día.
  • Tu útero volverá a su tamaño más rápidamente. Gracias a la succión que hace tu bebé se estimula la producción de una serie de hormonas (entre ellas nuestra querida oxitocina) que contraen el útero y ayudan a eliminar los restos de placenta y sangre que quedaron después del parto.
  • ¡Ahorra tiempo y dinero! La leche de fórmula es cara, se calcula que se puede gastar entre unos 600 y 1000 euros de leche de fórmula al año. La leche materna es gratis, la tienes en cualquier momento y en cualquier lugar. No se acaba hasta que el bebé está satisfecho, ya que a más succión más producción. No requiere recipientes especiales ni preparación y está a la temperatura perfecta. ¿Qué más se puede pedir?
  • Atrasa la menstruación. La lactancia materna hace que se libere prolactina, que mantiene a raya al estrógeno y la progesterona para que no se desencadene la ovulación y por tanto la menstruación. ¡Sabia naturaleza! Este tiempo variará según la mujer, pero generalmente estaremos sin regla entre 6 meses y un año.
  • Irás menos al médico con tu bebé. Está comprobado que los bebés que toman leche materna enferman menos. Los anticuerpos presentes en la leche materna ayuda a reducir muchas infecciones. Según UNICEF la leche materna actúa como la primera vacuna del bebé. Contiene nutrientes y anticuerpos que los protegen de graves enfermedades. Además de evitarnos preocupaciones y hacernos ganar tiempo atrasaremos el uso de fármacos con nuestros niños.
  • Descansarás mejor. ¡No descansarás mejor que antes de ser mamá! Pero tus sueños serán de mejor calidad que si no das LM. Por la noche hay picos de prolactina (la hormona encargada estimular la producción y secreción de leche) que tiene un efecto relajante en la mamá y en el bebé. Según la AEPED, La Asociación Española de Pediatría, esta hormona ayudará a que tus horas de sueños sean de más calidad.
  • Favorecerá tu contacto con el bebé. Nuestra amiga la oxitocina es también la responsable de este beneficio. Se relaciona con los sentimientos positivos como el amor, la felicidad y el apego. Además entre la mamá y el bebé intercambian miradas, palabras, sonidos y abrazos. Es una forma de comunicar el amor.

Si ya te parecía que la lactancia materna era lo mejor para tu bebé, por los beneficios que le aporta, espero haberte convencido del todo al contarte el listado de beneficios que tiene también para ti, mamá. Porque ser mamá es precioso, pero a veces cansado y difícil, pero quiero que veas que también tiene sus recompensas.

Descarga Gratis mi guía “37 Mitos que no podrán acabar con tu Lactancia”

Espero que esta guía que he elaborado para ti te ayude a desbancar muchos mitos que han hecho que fracasen lactancias que podrían haber sido muy felices. Te invito a leerla.

Si te ha gustado este artículo me encantaría que lo compartieras con otras mamás que pudiera también interesarles.

No hay comentarios

Dejar respuesta